Restaurante Villuir - Valdés (Asturias) [1] ✪✪
989
post-template-default,single,single-post,postid-989,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode_grid_1300,qode-content-sidebar-responsive,qode-theme-ver-12.1.1,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-5.4.5,vc_responsive

Restaurante Villuir – Valdés (Asturias) [1] ✪✪

El restaurante Villuir está situado en la carretera general, muy cerca de Luarca, hoy con poco movimiento de camiones y barra debido a la autovía, pero se trata de un local amplio, agradable y con un muy buen servicio.fartucate.net

Encargado un menú degustación a precio fijo, 40 euros, incluyendo bebida.

Comenzamos con una tosta con paté de anchoa, muy rica y un pastel de cabracho casero, con mahonesa y cebolla, jugoso, bien.fartucate.net

Espárrago relleno de oricios, muy bueno, textura adecuada y salsa muy fina.

Croquetas de pollo y de jamónHubo discrepancia en la mesa, a unos les gustaron más las de pollo y a otros las de jamón. En ambos casos, aceptables.

Arroz caldoso con marisco. Absolutamente espectacular, merece la pena ir al restaurante solo por esto. Perfecto, langostinos pelados para más facilidades. Tremendo.fartucate.net

Como platos principales, por si fuera poco lo que ya llevábamos, un bombón de merluza en salsa de zamburiñas y contraste de tierra de cacao. Estaba muy bueno pero la tierra de cacao, muy dulce, contrasta bien con el salado, pero si se cogía demasiado anulaba el sabor de la merluza, por lo que sugerimos que quizás sea mejor idea poner el cacao como una guarnición, separada de la merluza, para que sea el propio comensal el que escoja la cantidad.fartucate.netSeguimos con la carne. Primero una paletilla de cordero al horno riquísima, en su punto, piel tostada y crujiente, carne jugosa. Muy bien.

Entrecot, muy buena carne, algo pasado de punto y solomillo de ternera, muy bueno, jugoso y un corte muy suave. Estupendo.fartucate.net

Ya, muy llenos, llegamos a los postres.

Uno casero, un biscuit de frambuesa. Muy bueno, suave y cremoso. Quizás si fuese sacado del frigo un rato antes estaría mejor.

Por último una exquisitez, saquito de tres chocolates con interior de hianduja. Es de la pastelería Cabo Busto, según nos informaron amablemente en el restaurante. Realmente algo inmejorable.

Todo esto lo acompañamos con un gran vino. Pagamos, por iniciativa propia, un pequeño suplemento por un Pesquera crianza 2011.fartucate.net

El balance es muy bueno. La comida y el servicio de mesa fenomenal. Al acabar la comida se acercó a saludar Luisa, la jefa de cocina, que nos «destripó» un poco toda la comida.

En definitiva, un restaurante muy recomendable, aunque haya que salir de la autovía, apenas un kilómetro.

Como único pero, recomendar la renovación de la barra del bar, no está en relación la primera impresión con lo que hay en el interior, un buen restaurante.

fartucate.net

J.M.

Acceso directo a crónica siguiente sobre el restaurante Villuir

Tintoreria Everest