Gijón y alrededores Archivos - Fartúcate blog gastronómico de referencia en Asturias
15
archive,category,category-gijon,category-15,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode_grid_1300,qode-content-sidebar-responsive,qode-theme-ver-12.1.1,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-5.4.5,vc_responsive
Tintoreria Everest

Casi diez meses lleva ya en funcionamiento el nuevo local de José Luis Camacho que con el nombre Zascandil, toma el relevo de su anterior local, El Candil, lo que le ha supuesto una notable mejoría en lo que a local e instalaciones en general se refiere y sin necesidad de cambiar de zona, ya que está a menos de 50 metros de su anterior ubicación y en una mejor situación....

Lo decíamos en nuestra anterior crónica y lo hemos confirmado en esta nueva visita. Los Patios va camino de convertirse en un excelente restaurante, si no lo es ya, dirigido con inteligencia por su propietario, Manuel Joven, que cada día mejora y amplía su oferta gastronómica, con producto de primerísima calidad y muy bien tratado. Esta vez éramos seis a cenar, situados en una cómoda mesa de la planta superior, donde fuimos recibidos por un atento camarero que nos entregó la carta y nos comunicó algunas opciones fuera de ella. Tras escoger el vino, fue el propio Manuel quién nos atendió y al que pedimos consejo que nos dio con gran acierto. Comenzamos con su Salmorejo, plato que ya habíamos tomado en...

Tomás Borge es un veterano profesional de la hostelería gijonesa. Durante mucho tiempo fue maître de la famosa y recordada sidrería Casa Justo. Cuando esta cerró Tomás se planteó establecerse por su cuenta y encontró un local, Sidrería La Fueya, en pleno barrio de La Arena de Gijón. Un barrio difícil, hay una calle, Aguado, con muchísimo movimiento, muchos locales de distinta índole, pero las calles adyacentes están bastante paradas, con muchísimos locales cerrados o en traspaso. Tampoco es un barrio demasiado sidrero, aunque hay varios locales, alguno abierto no hace demasiado tiempo. Pues Tomás se decidió a emprender y lo primero que hizo fue respetar el nombre que ya tenía el local, dándose cuenta que mucha gente lo conocía...